Pelosi se pronuncia ante violento ataque a su esposo en California

La presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, rompió el silencio y expresó que ella y su familia estaban “desconsolados y traumatizados” por el violento ataque que sufrió su esposo en su casa de California.

“Nuestros hijos y nietos, y yo, estamos desconsolados y traumatizados por el ataque que amenazó la vida de nuestro Pop”, expresó en una carta publicada en Twitter el sábado.

“Estamos agradecidos por la rápida respuesta de las fuerzas del orden y los servicios de emergencia, y por el cuidado médico que él recibe para salvarle la vida”, añadió.

Sobre Paul Pelosi, de 82 años, quien fue sometido a cirugía y se recupera en el hospital, la presidenta de la Cámara precisó en la carta que “su condición sigue mejorando”.

Leer además: Daniel Ortega a EE.UU: «Más sanciones contra nosotros, más migrantes para ustedes»

La Policía de San Francisco calificó este viernes de «intencional» el ataque sufrido por Paul Pelosi, marido de la presidenta de la Cámara Baja de Estados Unidos, Nancy Pelosi.

«No fue un acto casual. Fue intencional. A todo el mundo debería disgustarle lo sucedido esta mañana», dijo en una breve intervención ante la prensa el jefe de Policía de la ciudad, William Scott.

Paul Pelosi, de 82 años, fue atacado en San Francisco cuando se encontraba en el domicilio familiar. El agresor, identificado como David Depape, de 42 años, irrumpió en la vivienda al grito de «¿Dónde está Nancy?», aunque ella se encontraba en ese momento en Washington.

Leer además: Calibre Mining continuará operaciones en Nicaragua

La investigación sigue abierta, pero se sabe ya que el agresor forzó su entrada por la puerta trasera de la casa.

La llamada de alerta se produjo a las 02.27 hora local (09.27 GMT).

Cuando los agentes llegaron a la casa, que tenía la puerta abierta, se encontraron a Paul Pelosi y a Depape forcejeando en la entrada y agarrando los dos un mismo martillo. Les dijeron desde afuera que lo soltaran y en ese momento el agresor golpeó a Pelosi «al menos» una vez.

Fue entonces cuando las fuerzas del orden entraron «inmediatamente», le quitaron ese arma y lo pusieron bajo custodia.

Scott sostuvo que aunque no podía ofrecer más detalles públicamente, la agresión fue intencional y harán todo lo que puedan para que su autor «rinda cuentas» ante la Justicia.

Comparta este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Telegram
Email