Nart: “A la dictadura se le debe sacar a patadas del palacio presidencial”

A la enfermedad por el poder que padece la dictadura sandinista no se le debe tratar con “medicamentos”, sino que se debe “sacar a patadas de su palacio presidencial”, afirmó el eurodiputado Javier Nart en una entrevista con Café con Voz.

Nart, de ideología socialista, abogado y antiguo corresponsal de guerra, expresa que la comunidad internacional está consciente que el caso de la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo, merece ser estudiado y que sus acciones responden a “patologías” y no a lógicas políticas.

Nart, quien colaboró con la Revolución Sandinista en 1979, consideró que la pareja dictatorial se encuentra “encapsulada” y que por ende, da síntomas de una patología psiquiátrica ligada a su empeño de mantenerse en el poder.

Los diputados del Parlamento Europeo enviaron una misiva al dictador Ortega, en la que exigen nuevamente la liberación de los secuestrados políticos y expresan su preocupación por el hostigamiento, torturas y persecución a opositores.

¿Qué se espera con esta carta que recientemente enviaron los eurodiputados al dictador?

Creo que Daniel Ortega es un caso de autoconvicción, encapsulado en sí mismo. El país está en una crisis económico y una persona que empezó su vida luchando por la democracia contra un dictador sanguinario, ahora está perpetuando su propia dinastía, porque uno de sus tantos hijos habla de partido único.

Si en un momento el somocismo fue trágico, en este momento sería patético. Los hijos son unos magníficos cínicos que viven sobre la represión de sus padres, utilizando el poder político para sus negocios y beneficios.

Café con Voz: ¿Conviene a Costa Rica un nuevo embajador en Nicaragua?

Pero tanto Rosario y Daniel viven en una matriz interna. Ellos padecen un encapsulamiento psiquiátrico y la ciudadanía nicaragüense, padece la brutal represión producida por estos personajes.

¿Esperarían alguna respuesta?

Hace algunos años estuve en Nicaragua con el presidente y la vicepresidente. Traté de tocar un tema  particular, que fue mi apoyo a la revolución con Daniel y Humberto (Ortega), cuando organizamos un envío de armas.

Existe ese elemento subjetivo, de ser una persona que estuvo con ellos en los momentos difíciles (de guerra) en la zona del Frente Sur.

Eso es un poco también el caso de Hugo Torres, uno de los que liberaron a Daniel Ortega en el asalto a la casa de Chema Castillo. Estos son algunos de los elementos que deberían tocar su alma.

Si ya no te queda el elemento del respeto al ser humano, debe quedarle en algún rincón de su podrida alma, el reconocimiento, a los ex compañeros que estuvieron con él. Creo que este hombre está en su matriz interna, al que no se puede llegar por la condena política.

La dictadura no permite opiniones…

No hay nadie a su alrededor que le diga la verdad. El Nuncio, uno de los elementos más finos de diplomacia internacional, más en Nicaragua, que es un país religioso, también es un personaje indeseable. A la Cruz Roja Internacional la he visto en situaciones complejas y nunca se ha vinculado en temas políticos y ayudan de una forma neutral. Pero también los han echado.

Café con Voz: Eurodiputados exigen liberación de secuestrados políticos

Llegará un punto en que se van a encontrar frente a un pelotón de fusilamiento.

No estamos ante un cínico como Maduro, estamos frente a una pareja patológica, que no vive más que en su mundo.

Cuando todo el mundo les señala con el dedo, ellos tienen la certeza de que están en el buen camino. Cuando estás convencido de que todos los demás están equivocados, es digno de un análisis psiquiátrico. Solamente que a estos no los puedes tratar con medicamentos, sino que sacarlos a patadas del palacio presidencial.

Hay gente que les dice que están en el camino equivocado y no hay eco de eso, ¿a qué se debe?

Es que no estamos ante una pareja políticamente amoral, estamos ante una situación de patología. Por esta razón, el exembajador (Arturo) McFields, que fue un vocero del régimen, ha abierto los ojos, lo mismo el abogado de La Haya (Paul Reichler).

Esto es una patología política. Es una pareja presidencial sanguinaria. No conozco en la historia algo semejante.

¿Es posible ver un desmoronamiento interno de la dictadura?

Ellos tienen un problema fundamental que es el dinero. Maduro tiene recursos petrolíferos para mantener contentos a algunos altos mandos militares. Nicaragua no tiene gran cosa que producir, y lo que hay es un empobrecimiento piramidal y esto no va a dar posibilidades a seguir dando privilegios económicos.

Leer además: Murillo arremete contra Obispos a unos días de su peor pesadilla: Aniversario de abril

A este paso solo habrán dos opciones, o los montan en avión hacia Cuba o los llevan a El Chipote.

¿Podrían venir más acciones por parte de la Unión Europea?

La Unión Europea tiene una cooperación especial con Centroamérica que es el tratado de comercio, que representa beneficios económicos. Todo eso tiene un componente de ser un auxilio para Nicaragua y no para el régimen.

Haré todo lo posible desde mi posición para que no se siga oxigenando a la dictadura a través de créditos.

Lo importante es que los organismos comprendan que no se puede financiar a un régimen bajo la cobertura de que se está apoyando al pueblo.

Lo que nos pida la oposición ahí me encontrarán. Tenemos que ayudar y tenemos que seguir a los protagonistas. Aunque me he sentido nicaragüense desde la lucha contra Somoza, debemos tener mucho apoyo a la oposición.

Comparta este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Telegram
Email