Wilih Narváez: “Régimen de Ortega quiere manchar la credibilidad del periodismo”

periodistas Nicaragua, medios de comunicación

El periodista de la plataforma digital Divergentes, Wilih Narváez, dijo que el régimen de Daniel Ortega busca acallar al periodismo crítico e investigativo que ha destapado corrupción, violación a los derechos humanos y represión estatal, pero que fracasarán en el intento.

La prensa independiente de Nicaragua nuevamente se enfrenta al acoso y represión del régimen de Daniel Ortega, luego de citar a varios comunicadores a declarar en el caso del supuesto lavado de dinero en el que implican a Cristiana Chamorro, exdirectora de la cerrada Fundación Violeta Barrios de Chamorro que, según el Ministerio de Gobernación controlado por el sandinismo, hizo lavado de dinero.

En las redes sociales y algunos programas de agitación y propaganda política a cargo de los emisarios del régimen sandinista, se tacha a los periodistas de haber recibido millonarias sumas de parte de la Fundación para “desestabilizar al gobierno y financiar el intento de golpe de Estado de 2018”.

La investigación en contra de Chamorro comprende el período de 2015 a 2019, años en el que esta oenegé apoyó a medios de comunicación en formación, asesoría técnica y adquisición de equipos; todo esto con fondos de la comunidad internacional por medio de  la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo (USAID), Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE), entre otros; cuyos proyectos fueron transparentes y avalados por el Ministerio de Gobernación y por ende, por el dictador Daniel Ortega, sostuvo la imputada.

Para el periodista Wilih Narváez, de la plataforma digital Divergentes, lo que trata de hacer el régimen de Daniel Ortega es desacreditar a los periodistas que han revelado las etapas de la corrupción perpetradas desde el Estado y que han incomodado a la dictadura.

“Un paraperiodista del régimen me señala de que pertenezco al grupo de lavadores de dinero, (pero) la ciudadanía es muy inteligente y saben que la credibilidad no radica en los grupos políticos, no nos han podido callar, no nos han podido comprar”, dijo a Café con Voz.

Asimismo, Narváez cree que lo que hace Ortega es crear grandes nubes de humo para desenfocar la atención en las elecciones generales de noviembre de este año y fraguar un fraude electoral que se podría estar cocinando bajo la mesa con otros “viejos aliados del FSLN”; entre los que mencionó a grandes empresarios y partidos colaboracionistas”.

Lea más: Periodista Robero Mora denuncia que acusaciones de Fiscalía “responden a intereses de un partido”

Podrán robarse los equipos que quieran pero no callarán a la prensa

Asimismo, el comunicador que ha sido objeto de campañas de desprestigio desde las redes sociales, dijo que el regimen sandinista ni con todos los medios que han obtenido de la noche a la mañana y sin transparentar los fondos, han logrado ganarse la credibilidad con la que gozan los periodistas que no obedecen a las políticas de la pareja dictadorial Ortega-Murillo.

Según Narváez, Ortega quiere tener solo periodistas que repitan su retórica y no a alguien que demuestre la manera en como violenta los derechos humanos.

Wilih Narváez: “Ortega se prepara para un proceso electoral fraudulento, no queda espacio para observación nacional e internacional, nos queda fiscalizar lo que va a pasar, quiere silenciar a los periodistas independientes, decapitar a los opositores; el régimen carece de credibilidad y los grupos opositores, los que tenemos credibilidad somos los periodistas independientes, quiere desaparecernos, exiliarnos que nos silenciemos… con todos los medios de comunicación que tienen, no pueden tener una comparación con el trabajo que tienen los medios independientes del país, por eso quieren silenciarnos con señalamientos absurdos”.

Fiscalía no investiga a los hijos de Ortega

A su vez, este comunicador cuestionó el por qué la Fiscalía no ha abierto un proceso de investigación en contra de los hijos de la pareja dictatorial que han comprado medios de comunicación con dinero proveniente de la cooperación venezonala (más de 4,500 millones de dólares), recursos que tiempo después quedó en manos de Ortega de manera privada, cuando se iban a utilizar para la realización de programas sociales.

Para Narváez, el Ministerio Público sandinista busca culpar a periodistas independientes a como ya lo hizo con más de 1,000 presos políticos a quienes acusaron de terrorismo.

 “Hay valentía del periodismo que esta acudiendo a la Fiscalía, si el régimen quiere saber de lavado de dinero, estuvieran investigando a Juan Carlos Ortega Murillo, con 28 años de edad compró un medio de comunicación con 10 millones de dólares. Por mucho que se roben cámaras, celulares, seguiremos informando, esto no es de dinero, esto es de compromiso con la verdad, es como el juramento que hacen los médicos, hacen todo por salvar la vida del paciente, nosotros juramos estar al lado de la verdad”, aseguró.

Le puede interesar: Operador del régimen, William Grigsby, admite que acusación contra Cristiana Chamorro es política

Persecución en contra dela prensa independiente persiste

En los últimos tres días, la presencia policial y parapolicial a las afueras de la Fiscalía ha sido notable, mientras los reporteros graban y documentan cada asistencia de los comunicadores que son citados al Ministerio Público, agentes de la sancionada policía sandinista junto a personas de civil, graban, fotografían y documentan bien lo que hace cada periodista independiente.

La tarde del miércoles, 26 de mayo; periodistas de Onda Local y Canal 10 de televisión, increparon a un sujeto que con teléfono en mano grababa y fotografiaba a los comunicadores independientes que le dan seguimiento a cada citado; el hombre huyó al momento en que los reporteros le preguntaron que quién era. 

Para Narváez, en Nicaragua persiste el espionaje en contra de las voces que difieran al discurso oficial de la pareja dictatorial.

“He visto como se filtran entre periodistas sujetos de civiles, pueden ser agentes de la inteligencia de la policía, o de Managua o del Ejército, me llama la atención que estén tomando fotos, audios, esta gente marca las viviendas, este es un trabajo de espionaje”, resaltó.

Al finalizar, el comunicador criticó la postura de quienes hoy dirigen los medios de propaganda del régimen de Daniel Ortega, los que antes eran fuertes críticos, ahora alaban cada paso que da la dictadura para perpetuarse en el poder.

“En esos medios de comunicación en el que están al frente los hijos de la pareja gobernante, esos periodistas antes golpeaban la mesa hablando del dictador, ahora le hacen el juego y eso es vergonzoso, nosotros tenemos que fiscalizar a los distintos actores políticos del país, les guste o no”, destacó.

Comparta este artículo

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email