Parlamento sandinista aprueba cadena perpetua en Nicaragua

En un acto de homenaje por el 154 aniversario del natalicio del poeta Rubén Darío, se aprobó la reforma al artículo 37 de la Constitución Política de Nicaragua; que establecía hasta hoy la pena máxima de 30 años para pagar condenas por delitos graves,, con esta nueva legislatura, quienes cometan “crímenes de odio” vivirán el resto de su vida dentro de la cárcel.

Con 70 votos a favor, 13 votos en contra y cinco abstenciones, Nicaragua ahora impone la pena de cadena perpetua, esto a partir de una reforma que realizaron los diputados del parlamento sandinistas al artículo 37 de la Constitución Política de Nicaragua, que hace a un lado que quienes cometan delitos graves podrán pagar condena por hasta 30 años como pena máxima.

El artículo 37 de la Constitución señala que en Nicaragua no se contemplan penas que de forma aislada o en su conjunto, sumen más de 30 años, límite que éste lunes pasó a la historia con la aprobación de la reforma realizada por los legisladores sandinistas.

El nuevo texto del artículo 37 resalta que: “ La pena no trasciende de la persona del condenado. No se impondrá pena o penas que aisladamente o en conjunto duren más de 30 años. Excepcionalmente se impondrá la pena de prisión perpetua revisable para la persona condenada por delitos graves, cuando concurran circunstancias de odio, crueles, degradantes, humillantes e inhumanas que por su impacto causen conmoción, rechazo, indignación, repugnancia en la comunidad nacional. La ley de la materia determinará y regulará su aplicación”.

Esta reforma nació luego que dos menores de edad fueron violadas y asesinadas en el municipio de Mulukukú, de la Región Autónoma de la Costa Caribe Norte de Nicaragua, y que Daniel Ortega, tomó como argumento para justificar la imposición de nueva pena de cadena perpetua para quienes cometan “crímenes de odio”.

Ese calificativo ha sido usado por el régimen sandinista para criminalizar las protestas surgidas desde abril de 2018 en contra de Ortega y Murillo. En sus diferentes discursos, la pareja dictatorial ha dejado claro que los opositores han cometido “crímenes de odio” en el país.

Según los diputados sandinistas esta nueva reforma cuenta con “gran respaldo de la población», porque supuestamente recibieron tres millones de firmas de ciudadanos que avalaban la nueva enmienda.

La vocera de la dictadura Rosario Murillo, que ordenó a sus empleados del Parlamento, la reforma a la Constitución para imponer cárcel de por vida, obvió mencionar el lunes la aprobación que harían en la tarde sus sirvientes. Su silencio no fue gratuito ni espontáneo. Un hombre que fue indultado por su consorte violó y mató a una jovencita de 21 años en Jalapa, en un claro crimen de odio.

Cadena perpetua no parará violencia contra la mujer

Para algunas organizaciones feministas, el hecho de imponer cadena perpetua en Nicaragua, no parará la violencia en contra de la mujer y niñez en el país.

Con esta reforma Nicaragua se convirtió en el octavo país de América Latina con penas de cadena perpetua, pues en países como Colombia, Argentina, Chile, Honduras, México y Perú así como en Cuba ya se aplican estas normativas.

“No queremos ver más personas asesinadas de ninguna Indole” dijo Maritza Espinales, primera vicepresidenta del parlamento sandinista.

Noticia en desarrollo…

Comparta este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Telegram
Email